Optimización del caudal de aire

La ventilación en edificios consiste  en la introducción de un caudal de aire exterior, que puede ser previamente filtrado o tratado, para renovar el aire interior contaminado, con el fin de mejorar las condiciones ambientales interiores. Por eso es de suma importancia fijar e introducir los caudales de aire realmente requeridos en el interior del edificio y, especialmente, poder controlar este caudal en función de las necesidades reales de eliminación de contaminantes. Leer más

Cálculo conductos ventilación: conceptos básicos y métodos

Los conductos de ventilación, utilizados en sistemas de tipo industrial y en edificios, están destinados a conducir el aire, de extracción o de ventilación, en el edificio. En su cálculo y diseño se ha de cuidar, tanto que se garantice la adecuada aportación de caudal, como otros criterios (minimizar el consumo de energía en los ventiladores o reducir al máximo los ruidos que podrían ocasionar molestias a los usuarios). Leer más

Ventiladores centrífugos: tipos y características

Los ventiladores centrífugos son los ventiladores en los que el aire es impulsado por una turbina o rodete que lo aspira por el centro y lo expulsa a través de sus álabes o palas.  Así pues el aire entra al rodete de forma paralela a su eje y sale en dirección perpendicular al mismo, es decir en la dirección de un radio, de ahí que en muchos países se les llame también ventiladores radiales. Leer más

Fórmula para calcular el caudal (con y sin normativa)

Uno de los parámetros más importantes en la mecánica de fluidos es, lógicamente, el caudal. Se puede definir el caudal como la cantidad de fluido que circula a través de una sección por unidad de tiempo. Esta definición es válida para cualquier tipo de fluido, si bien el fluido utilizado en el ámbito de la ventilación es el aire. Leer más